15 marzo 2010

La Sincronía (2)

Sigamos conversando sobre la sincronía descrita por Carl Jung.
Además del mecanismo de causa-efecto, el psiquiatra suizo encontró que ciertos eventos se podían relacionar de manera acausal, generando una conexión misteriosa entre la psique del sujeto y el mundo exterior.
En su artículo "Sincronicidad: principio de conexión acausal" dice:
"La Sincronicidad consta de dos factores: a) una imagen inconsciente llega a la conciencia ya sea directamente (literalmente) o indirectamente (simbolizada o sugerida). b)Una situación objetiva coincide con este contenido. Uno es tan enigmático como el otro".
Sigue...
Lo mejor es explicar el mecanismo de Sincronía con ejemplos prácticos.
Al atardecer de ayer Domingo, salí con mi hija a caminar por las calles del barrio. Es un zona, donde aún existen casas y las inmobiliarias y sus edificios que resultaron ser de papel (:P) no han podido penetrar. Caminamos largamente conversando hasta que llegamos a una banca frente a una casa. Ese banco marca la mitad del paseo. Ahí descansamos y comienza el retorno. Ya había oscurecido y del lado de la banca hay un farol que siempre se prende y se apaga. Ayer lo volvió a hacer. 
-Esta titilando de nuevo-, dije.
Mi hija  conoce la palabra titilar, pero se le había olvidado.
-Hay un poema donde se usa esa palabra- le comenté- y que dice: "puedo escribir  los versos mas tristes esta noche. Escribir por ejemplo, la noche está oscura y titilan azules, los astros a lo lejos". Es de Neruda.
-¿Y por qué es triste?- preguntó ella.
-Porque el poeta está a oscuras, lo que significa que se siente solo, y su única compañía son la estrellas, pero están muy lejos para alcanzarlas.
-Cierto, es triste- dijo ella.
Pero yo recordé mal el poema. Porque es en realidad "la noche esta estrellada" y no "la noche está oscura", y tampoco es titilan sino "tiritan azules".
Nos paramos e iniciamos la caminata de vuelta a casa. A los 5 minutos cayó el apagón sobre Santiago. Las luces de la calle se silenciaron rápida y sucesivamente y todo quedó a oscuras. 

En el siguiente cruce de calles, fuera del alcance de los árboles, el cielo se nos reveló estrellado y magnífico por primera vez sobre Santiago, donde las luces hacen imposible ver las estrellas. Ahí le dije:
-Mira, la noche esta oscura y titilan azules, los astros a lo lejos.
Nos reimos fuerte, asombrados, y le enseñe la Cruz del Sur, y ella se percató con placer que las estrellas efectivamente titilan y que hay algunas que emiten una luz azulina. Durante 10 minutos nos dedicamos a observar el cielo perfectamente claro y limpio. Mi acto fallido de cambiar "noche estrellada" por "noche oscura" adquirió un enigmático sentido. Para unos cuantos afortunados era estrellada; para el resto  muy oscura.
Aquí tenemos una sincronía. Dice Jung que "una imagen inconsciente llega a la conciencia...". En el momento que me siento en la banca, es el titilar del foco, y la explicación de la palabra a mi hija lo que me lleva a la asociación con un poema de Neruda, que estaba en una de las tantos cajones del inconsciente. Surge la imagen.
Después dice Jung, "una situación objetiva coincide con este contenido". La situación objetiva es el apagón que coincide con el contenido inconsciente que salió a traves del poema. Un evento interno y completamente subjetivo, se corresponde con un evento exterior y objetivo. Hay una relación acausal entre ambos, porque el verso de Neruda de ninguna manera desencadenó el blackout, pero si se relaciona misteriosamente con éste.
Tengo relatos de amigos que vieron estrellas fugaces anoche.
Sincronía viene del griego syn, que significa " a la vez", "juntamente", y cronos, "tiempo". O sea la raiz de la palabra nos habla de la simultaneidad en el tiempo de dos eventos.
Jung narra en "Sincronicidad: principio de conexión acausal" que un día que estaba trabajando con una paciente ésta le contó un sueño donde le regalaban un escarabajo de oro.  
"Mientras ella me contaba el sueño yo estaba sentado de espaldas a la ventana cerrada. De repente, oí detrás de mí un ruido como si algo golpeara suavemente la ventana. Me di media vuelta y vi fuera un insecto volador que chocaba contra la ventana. Abrí la ventana y lo cacé al vuelo. Era la analogía más próxima a un escarabajo de oro que pueda darse en nuestras latitudes, a saber, un escarabeido, la Cetonia Aurata, que al parecer, en contra de sus costumbres habituales, se vio en la necesidad de entrar en una habitación oscura precisamente en ese momento. Tengo que decir que no me había ocurrido nada semejante ni antes ni después de aquello, y que el sueño de aquella paciente sigue siendo un caso único en mi experiencia".
La imagen inconsciente accede a la consciencia directa o indirectamente simbolizada en un sueño, ocurrencia o presentimiento. En el caso de la paciente de Jung la imagen surge como un sueño. En el caso del verso de Neruda aparece directamente en la asociación con la palabra titilar evocada por el poste de luz.
Muchos de los eventos sincronicos son verificable a posteriori. Un sueño puede  traerme un motivo desde el inconsciente y ese elemento aparecer en el mundo exterior dias después.
La causalidad no es la única fuerza que mueve el universo. Jung fué el primero en incorporar en la psicología y la ciencia el concepto de lo acausal, lo sincrónico.
Nada que no sepan sin embargo los poetas, alquimistas, astrólogos, magos,  pintores, chamanes, brujas y gatos.



4 comentarios:

  1. ...Desde que descubrí, gracias a tu programa Signos vitales, el arte de soñar y la sincronía, vivo mas atenta a esos detalles que hacen que la vida tenga otro color, tanto así que aveces creo que vivo en otro mundo...

    ResponderEliminar
  2. La sincronía y las gatas son una cosa muy poderosa.
    Gracias

    ResponderEliminar
  3. ojala exista los caminos que se cruzan y que sepamos verlo, porque si la diosa fortuna pasa por nuestro lado y no la reconocemos, no vale para nada, pues la experiencia despues de las oportunidades perdidas no es un consuelo

    ResponderEliminar